Abstencionistas y blancos, la clave de Petro y Fico

Por Redaccion el Sáb, 14/05/2022 - 9:13pm
Edicion
575
*Redacción

Hay incertidumbre entre los empresarios, los gremios económicos, los mercados y no en pocos ciudadanos, por el posible triunfo de Gustavo Petro; ambos candidatos ( Fico y Petro ) están llenando las plazas públicas, sin embargo no trabajan sobre la mayoría de votos que están en la plataforma de  los abstencionistas y los votantes blancos, que rechazaron a todos los partidos políticos, veamos los resultados electorales del pasado 13 de marzo al Senado de la República: 
Colombia con una población de 51.049.498, tiene un censo electoral de 38.819.901 y votaron el 13 de marzo del 2022 18.413.467, logrando una participación de 47.43%, es decir una abstención del 52.57%

Igualmente los votos en blanco crecieron a una cifra de 1.052.395, que es aproximadamente el 6.03%. Es decir, más de un  58% rechazaron los candidatos y el sistema politico.

Que significa la abstención y el voto en blanco:

La abstención es la decisión  de los electores de no ir a las urnas, no ejerce su derecho y el deber de votar. Cómo el ciudadano no identifica el beneficio en el momento de votar,  se abstiene, pues no ve progreso en su entorno y no ejerce su derecho con una reacción contra los partidos políticos y eso hace que no vayan a las urnas. Esta es uno de los  problemas de la democracia colombiana, siendo está abstención del 52% muy alta, dónde en Latinoamérica el promedio es de 26%, Brasil y Uruguay con el 20% y 10% respectivamente. 

El ciudadano en Colombia no ha entendido que con su derecho al voto puede premiar o castigar, prefiere mayoritariamente no votar como acto de crítica y de rechazo, manera de protestar ante la falta de alternativas del sistema político.

¿Mayoría absoluta?  Podría ser el milagro en Colombia

Y se podría decir que los gobiernos en Colombia qué se caracterizan por ser democráticos la mayoría no dan participación, luego no tiene  ese respaldo, que no confían en su gobierno y entran a deslegitimar la democracia.

Y la gran debilidad de la democracia es la corrupción, dónde lo publico se pasa a intereses privados con poder político, económico, cultural y social. Todo esto influye por supuesto en la ausencia de inclusión social, alto nivel de desigualdad económica y social del país, la falta de oportunidades, de ingresos, de conocimiento, de posibilidades de desarrollo, qué afectan indudablemente los procesos de democracia.

El próximo 29 de mayo se podrá votar en las elecciones por los candidatos de las coaliciones y  los independientes, y por  ello es importante que la gente tenga la diferencia entre abstención y voto en blanco.

El voto en blanco es una expresión política de sentimiento, abstención e inconformidad, con efectos políticos, según lo define la corte constitucional. Pero en otras palabras es la evidencia del inconformismo de los votantes hacia los candidatos y el sistema, el voto en blanco es contabilizado como el de los demás candidatos o partidos políticos que sumado en las elecciones pasadas llegaron hacer el X%. Y allí es la clave dónde están la mayoría de los colombianos, de los candidatos que no hacen el esfuerzo de convencer al voto en blanco y a los abstencionistas dónde está la clara mayoría.

Fueron 20.406.000 personas que se abstuvieron  o que votaron en blanco, rechazaron a los candidatos o al sistema, y es allí donde deben dirigirse los candidatos....

Claramente el voto en blanco de tener esta mayoría absoluta tiene que repetirse las elecciones con otros candidatos, es una opción de Colombia para empezar a darle solución a la crisis, cuando se obtiene más de la mitad de los votos y en este caso habría que repetir las elecciones. 

El ciudadano abstencionista o el votante en blanco, podría ser el milagro en Colombia, bajar la polarización y consensuar sobre propuestas nacionales no extremas

Caliescribe edición especial