Sigamos trabajando, si se puede: Emperatriz Gonzales

Por Redaccion el Sáb, 15/01/2022 - 11:46am
Edicion
558
*Redacción
 

EMPERATRIZ GONZALES entrenadora en los Estados Unidos, de Ximena Restrepo ,  invitada como conferencista a disertar en el campamento virtual de atletas pre seleccionados al Campeonato Mundial de atletismo U20 de Cali 2022.

Emperatriz: ” Buenas tardes para todos, a nivel del mundo se habla siempre que la familia atlética y en realidad así se va formando, así va haciendo todos los que compartimos el virus de un amor exagerado por este deporte, sobre todo los jóvenes de ahora, los que nos están escuchando y sus entrenadores, que para nosotros están jóvenes también, escogieron este camino, un abrazo atlético para todos. 

Como les digo, si estamos en esto, si estamos escuchando esta información, si estamos compartiendo nuestras experiencias es porque amamos sobremanera el atletismo, como dijo Ximena ( Restrepo ) es el deporte más difícil, el protagonista en unos Juegos Olímpicos, su razón de ser, por eso hablamos de ciclos olímpicos, de talentos al desarrollar ciclos olímpicos, porque para llegar a una Olimpiada no se llega de la noche a la mañana.

Y yo lo digo de una olimpiada a otra, es un trabajo de años y el principal trabajo empieza con los niños y los adolescentes y el trabajo que nosotros hacemos como entrenadores es mirar, detectar, tratar de tener ese punto, ese día o ese momento afortunado donde encontramos y vemos que alguien se sale de la media. 

Sigamos trabajando que si se puede: Emperatriz Gonzales

Estadísticamente el que corre más, el que salta más naturalmente y a partir  viene un proceso de tratar de convencer, motivar, vender una gran idea,  de que se puede llegar a la olimpiada, para llegar a la olimpiada hay muchos obstáculos que atravesar. 

En el caso de Ximena y mío ,  todo se dio como de libro,  porque Ximena era una adolescente muy talentosa, yo llegué al Colegio Marymount como secretaria de deportes, pero yo era atleta y este Colegio tenia un sistema de detección de talentos, ellos hacían unas batería de test como lo hacen en Alemania, todas los niñas del colegio eran testeadas desde 1, 2, 3 de primaria se les hacía unas baterías de test, que 30mts, abdominales en un minuto, y las más grandecitas hacían el famoso test de Cooper, que era mantener un buen ritmo de carrera por 12 minutos y en el colegio de Ximena había una pista de 200 mts;  entonces yo en aquella época estaba en la Universidad, pero trabajaba tiempo completo en el colegio, estaba encargada de pasar a mano estadísticas, resultados, nada de computador, nada de esta electrónica de ahora. 

Cuando yo estaba en el bachillerato y estaba  en la universidad me gustaban las matemáticas y las comparaciones, entonces para poder pasar a mano que la niña de 4° corrió un tiempo y después que la de 5° corrió otro tiempo y que la de 7° otro tiempo, yo comparaba mentalmente y pude ver que habían ciertas niñas, unas cuantas que se salían de la media y dentro de ese grupo privilegiado había una que se salía de todo y esta era Ximena.

Yo tenía mi parámetro de comparación, competía por Antioquía iba a los campeonatos nacionales, entrenaba duro, me esforzaba muchísimo en mi deporte porque yo quería ser buena, entonces comparaba, si yo podía correr entrenando un año esta marca y esta niña simplemente lo hace el día que se pide que lo haga es porque aquí hay algo demasiado especial, hay algo diferente.

En esa época yo estaba en estadísticas, en probabilidad en la Universidad y todo lo asociaba, entonces ya supe, esta niña Ximena es diferente, es alta y empecé a observarla como se comportaba dentro de las otras actividades del colegio y vi que era una líder y sacaba tiempo para todo, que a todo le ponía el alma, todo era una disciplina, cualquier reto que le ponían ella lo aceptaba y lo iba a cumplir. Entonces ya teníamos 2 cosas, físicamente en test de inicios era superior y la forma en que ella era la líder en su salón, en el colegio, la forma en que ella asumía cualquier reto, un partido de baloncesto, el show del salón y lógicamente si la llamaban a  que hiciera algo por el colegio lo hacía, entonces ya había otra parte demasiado importante que debe ir paralelo con el talento;  descubres el talento, miras que tipo de mentalidad y compromiso tiene, entonces empiezas a convencerlo, a motivarlo y a ver si se enamora del deporte y empieza hacer parte esencial de su vida.

Porque como lo mencionó Ximena, cuando nos metemos en el atletismo, cuando estamos esperando desarrollar y empezar a hacer resultados a nivel departamental, a nivel nacional y con esa ilusión enorme de ponerse la camiseta de Colombia, poder representar a su país, si uno tiene ese ideal, no importa si el entrenamiento sea duro, no importa que estés muy cansado, al otro día te levantas más temprano, no importa lo cansado que estés, vas con esa motivación y eso nosotros como entrenadores y mentores tenemos que ir mirando esos lineamientos, donde los motivamos más,  o donde le encontramos el punto para que se siga  enamorando de  un deporte, que es a largo plazo.

Sigamos trabajando que si se puede: Emperatriz Gonzales

Si vamos a hablar de talento, de alto rendimiento y vamos a hablar de olimpiadas, esto no se desarrolla en 4 años, esto se desarrolla en 8, 10, en 16 años y lógicamente es una vida, es un estilo de vida y es una pasión. Yo soy de las que no se me diga que no estoy muy sacrificada, si el deporte que estás haciendo, con aspiraciones muy grandes y además gran talento, estás hablando de sacrificios, esto no es lo que debes seguir haciendo;  porque si no hay esa pasión, ese amor por llegar al límite sin importar el esfuerzo y sin miedo al cansancio, a pelear por la fisiología, entonces no vas a llegar al alto rendimiento. 

Para llegar al alto rendimiento no es suficiente tener talento, la mentalidad, el entrenador y el entrenador capacitado que tenga mentalidad porque el atleta siempre le va a poner un reto al entrenador, y el entrenador siempre debe ir adelante del atleta, en la parte mental, en la parte de aspiraciones porque él es el que está viendo de afuera que tiene el atleta y a donde va a llegar.  Entonces es un grupo de trabajo, son un equipo.

Cuando Ximena representó por 1ª  vez al país fue en 1985 en los Juegos Bolivarianos, eso fue importante, ponerle en la cabeza a Ximena, que era Colombia y que era una felicidad, un honor, una emotividad diferente cuando uno viste la camiseta de su país;  entonces empieza Ximena, fueron 2 años convenciéndola, ella tenía demasiadas condiciones, que el baloncesto, que la equitación, tenía todas las oportunidades en su mano…

Yo pensaba y afortunadamente insistí en que su máximo talento era en el atletismo, porque en aquella época verla correr desde el inicio era para mí todo un espectáculo, como la agresividad, la forma en que ella no quería que nadie le ganara, no importaba que se fuera a morir como decimos nosotros en el atletismo, literalmente pasaba el miedo a vomitarse, al dolor en la cadera, en las piernas, los fisiólogos van a decir que no es dolor, pero ella pasaba por encima de esto, lo olvidaba y venía a entrenar, volvía y tomaba los retos. Tomò 2 años que la convenciéramos y que las circunstancias se dieran para que representara a Colombia y ahí se abre una puerta grande para la carrera de Ximena Restrepo, estamos hablando de 1985 y sigue corriendo poco a poco. 

En 1986 tenemos la oportunidad cuando Coldeportes Antioquía y Nacional tenían un programa que se llamaba “El deportista excelencia”, tenían un programa montado los marchistas, ellos tenían excelente entrenador, muy buen nivel en el mundo, entonces había un grupo de trabajo que los apoyaba. Tuvimos la fortuna que nos dieron un empujón, empezaron a decir,  bueno esta niña tiene muchas condiciones y Coldeportes nacional hizo un convenio con Florida State University, y nos manda a Tallahassee por 45 días exactamente y tenemos la oportunidad de ver cómo entrenan a nivel universitario los que van a ser los campeones mundiales y campeones olímpicos, entonces hay un grupo selecto y allí empieza a abrírsenos el mundo. 

En el año 86 Ximena tiene la gran oportunidad de ser parte del primer campeonato del mundo junior, en esa época se va a Grecia y para su mayor sorpresa, digo para ella, porque nosotros aunque la información no era mucha, tratábamos de captar información de que estaban haciendo las de Jamaica, Cuba,  si por allá podríamos saber algo de las americanas y parecía que fuera la estratosfera lo que estaba pasando en Alemania y Rusia, pero la pregunta siempre estaba dentro de mí, ¿Porque no lo podemos hacer?, porque teníamos la literatura traducida a los cubanos, sabíamos que los cubanos estaban bastante avanzados y que a veces iban al país, podíamos leer y podíamos ver en entrenamientos de las alemanas o algunos entrenamientos de las rusas; Australia por allí tenía algunos entrenamientos, si uno podía leer, comparar y saber  que tengo y como lo puedo desarrollar, como puedo aplicar todo lo que otros ya han hecho y la ciencia que me la están poniendo a la mano poco a poco, para un caso específico que era Ximena.  

En Medellín empezó medicina deportiva y había un gran equipo de trabajo, podíamos tener el recurso de la nutricionista y evaluaciones mensuales,  accesos a prueba de lactato, conversar con el fisiólogo, con el médico y aunque esto estaba iniciando, de todas maneras estaba iniciando muy bien,  empezamos como pioneras y mucha gente que nos miró y empezó a creer, dijeron: Si esta niña cada vez que corre hace récords nacionales, suramericanos, esta niña va para adelante, esta niña necesita cierto apoyo, ciertas circunstancias para poder entrenar, pero infortunadamente ya Ximena va la universidad, y la universidad no está preparada para tener un atleta de alto rendimiento, no hay facilidades para mover los horarios y que pueda entrenar. 

Los 2 primeros años que Ximena hizo de Universidad en Medellín nos toca horarios hasta la hora que fuera en la tarde, o noche lo que tomara el entrenamiento, entonces llegaba a entrenar ya con toda una carga del día,  pero ésta niña respondía, fue al campeonato del mundo, dio resultados, marca una gran diferencia que estando en grado 11 en el año 86 va a Cuba a un Iberoamericano y como junior ganó la prueba de 200 mts en Cuba. Y esto es un campanazo grande  porque ir a la Habana a ganarle a las velocistas cubanas que eran las que teníamos por allá muy arriba, pensábamos que los cubanos tenían más talento , estaban mucho más avanzados, entonces Ximena pone un punto alto con ese 200 mts en la Habana en el iberoamericano Junior. 

 ¿Porqué no?, sigue la pregunta, sigamos trabajando que si se puede, el sí se puede entonces es ¿Qué hay que hacer?, ¿Qué hay que mejorar?, ¿Cómo va evolucionando?, poner a entrenar a Ximena todos los días de lunes a viernes, tomò 3 o 4 años porque en el colegio con sus otras actividades y afortunadamente con el talento que tenía, entrenando 2 veces a la semana era suficiente. Ella seguía mejorando, y yo pensando que con la edad que tiene, para que le voy a poner otro entrenamiento cuando tiene muchas repeticiones en baloncesto; cuando hace equitación y hace una fuerza impresionante en sus piernas, entonces vamos pasando por etapas, vamos aumentando entrenamiento, va madurando, va creciendo y se va metiendo mucho más ella en el atletismo  como su estilo de vida.

Y poco a poco va formándose una atleta muy profesional, ella tenía muchas oportunidades, podía tener mucha vida social, podía hacer otro montón de cosas pero la fue cautivando, la fue ganando el atletismo porque ella iba a un torneo y era la mejor, ella empezó a convencerse de lo buena que era y de la proyección que tenía.

Entonces se llega al punto en que tiene que entrenar toda la semana, que tiene que recuperarse de los entrenamientos, esto es una parte fundamental del entrenamiento deportivo. Colombia todavía no estaba preparado, la dirigencia deportiva estaba haciendo programas, estaba aprendiendo y entendiendo que si se puede y que para el sí se puede hay que invertir mucho. Y con los hombres se habían obtenido resultados y los apoyaban, pero con las mujeres éramos las pioneras, las que estábamos empujando, creando la necesidad y exigiendo que se nos tomara atención;  que si podíamos ir a una olimpiada, si se estaban dando los pasos, la edad,  los resultados y la proyección, esas tres cosas que van hacia allá. 

Sigamos trabajando que si se puede: Emperatriz Gonzales
Sigamos trabajando que si se puede: Emperatriz Gonzales

Entonces bueno yo le dije aquí no es, ándate al deporte universitario porque en los Estados Unidos puedes encontrar a gente de cualquiera parte del mundo, sobre todo la parte del mundo que nos interesaba, que era la parte de Estados Unidos , Caribe y Centroamérica, nos interesaba porque Estados Unidos la mata del atletismo del mundo en velocidad, Jamaica, Cuba,  Bahamas apenas iba a iniciar el proceso de pensar que si Jamaica tan cerca y Centroamérica, Trinidad y Tobago, Islas Vírgenes, podían poner a alguien a  nivel del mundo y a nivel olímpico porque no ellos.

Entonces se toma la decisión y afortunadamente Ximena quiso llevarme, nos fuimos a la Universidad de Nebraska, a aprender, Nebraska en la mitad de nada, invierno como no me imaginaba de ninguna clase, pero facilidades de escenarios deportivos listos para que se pudiera desarrollar un atleta del nivel del que ellos necesitaban para ganar el campeonato  americano. Si usted gana es porque está a un paso muy delante de ir a una final mundial o una final olímpica, usted se encuentra gente de un rendimiento y usted tiene que hacer unas marcas de alto rendimiento, para ser campeón de las universidades de los sistemas de la NCAA en los Estados Unidos.

En Nebraska tuvimos una gran experiencia, la gente nos aceptó supremamente bien, cuando yo lleguè me dijeron, todo lo que hay aquí  es para que Ximena se desarrolle y nos represente. Lógicamente dentro de todo eso estaba que si Ximena ganaba eso le daba prestigio a la Universidad y porque afortunadamente fuimos aprendiendo del sistema y entendiendo que ahí era, porque igual nos podíamos haber ido para Europa, pero no había los recursos y todavía no había la credibilidad en nosotras.

En Nebraska después de 2 años Ximena va a los Juegos Panamericanos de La Habana y Ximena corre 50.14 queda 2ª , ahí es donde Ximena definitivamente el mundo la conoce o la conoce, con un 50.14 se conoce en el mundo como una de la mejores, entonces a partir esos 50.14 va a Japón al campeonato del mundo, se mete a la final mundial y eso abre todas las puertas, sobre todo para la credibilidad y para el apoyo; porque ahora ya Postobón una empresa privada de Colombia se empieza a interesar.  

Todo esto es día a día en los entrenamientos, en que hay que tener la total disciplina y el total convencimiento y la paciencia de que todo va a ir a un ritmo, que todo esto puede suceder en 2, 4 o 8 años, entonces todo es credibilidad y seguimiento que es muy importante, Ximena muy joven, yo también pero Ximena hacia lo que su entrenadora decía, si hay que hacer 6- 400 o unos cuantos 300, o los domingos íbamos a buscar más altura; Medellín es altura pero nos íbamos a Santa Elena, a hacer trabajo de resistencia y corría 100, 200, todavía no sabía que iba a correr 400, pero nosotros que la veíamos, si sabíamos la potencialidad que tenía y desde ahí empezamos a meter resistencia, trotar, todo eso lo fuimos haciendo, fuimos escuchando.

Yo empecé a asistir a cuanto curso se podía para escuchar entrenadores de mucha experiencia, Antioquia tenían en esa época y sigue teniendo les gusta la capacitación, traen gente de Brasil, Italia, de Rusia de Cuba tenemos ese contacto siempre, Cuba podía ir a Medellín y entrenaba y nosotros observamos y nosotros íbamos desarrollando. Fueron 12 años de entrenamiento, cargas de trabajo acumuladas, experiencias de todo tipo como lo manifestó Ximena, es muy poco el color rosa, los resultados son los escasos, las frustraciones, volver a empezar, volver a tratar de hacerlo, de luchar por hacerlo es lo más común;  pero el convencimiento y la mentalidad de pensar en el largo plazo es lo que te pone el día a día de ir a entrenar, no importa que te duela algo, no importa que no estés en tu día,  pero para todo hay que buscar una solución, para el dolor la terapia, el acompañamiento con el psicólogo, con el médico.

Y en este momento yo sé que Colombia tiene todos esos recursos y lo sé porque Ramiro ha hecho un esfuerzo enorme, yo he estado escuchando y viendo que pasò en  Cali en el Mundial sub 18 y que está pasando  y como están trabajando para que este Mundial sub 20 en éste año, sea una realidad en Colombia y que Colombia se vea a nivel del atletismo del mundo.

Entonces ustedes sobre todo ustedes, los atletas lo que les digo es que como decían nuestros padres y como decíamos nosotros que ya tenemos cierta edad, para atrás nunca, siempre adelante,  mirando que hay que hacer, ante la dificultad hay que buscar  la solución, no la disculpa,  ni decir no puedo, hacerlo; porque si nosotros hubiéramos creído cuando nos dijeron que no podíamos, que estábamos como locas pensando en una Olimpiada, pues no hubiera pasado lo que pasó y lo que paso fue fundamental en el deporte colombiano. No quiero ofender a los hombres, los voy a dejar de lado, pero por lo menos para las mujeres eso fue abrir una mentalidad del alto rendimiento, eso fue pasar de la trocha a la autopista pavimentada. Ximena con su resultado en Barcelona,  les mostró a todas las mujeres y en ese momento a todos hombres que si se podía.

El deporte universitario es una empresa, una empresa de nivel mundial...Cuando nosotros llegamos a la Universidad de Nebraska había un mundo competitivo, ya estaba montado la NCAA, ya habían resultados de alto rendimiento de tipo mundial y olímpico, la dinámica de la vida y de los negocios han crecido enormemente en los últimos 30 años, el nivel de las marcas pues se van mejorando poco a poco, por lo que son límites físicos, fisiológicos, pero a nivel de empresa y de dinero que se mete en el deporte de alto rendimiento del universitario es impresionante, en los últimos 5 años. ESPN  pasa los torneos de las universidades por televisión y esto ha ingresado una cantidad enorme de millones de dólares que motivan, que invierten en becas y las universidades muy competitivas buscan el talento, compran el talento, los primeros 10 corredores bajo los 17 años de los Estados Unidos tienen beca completa. Hay más universidades, más recursos, buscan en el mundo, busca al brasilero, buscan al Keniata, al de Jamaica, el 80% de los atletas de rendimiento de Jamaica hacen el proceso universitario en los Estados Unidos. Pero para hacer el proceso en los Estados Unidos hay que pasar los requisitos académicos, no es tan sencillo, que soy muy bueno y me fui para los Estados Unidos, no. Puedes ser el mejor de Sudamérica pero tienes que estudiar,  presentar los exámenes, y hacer las cosas, cuando venís acá, te dan todos los juguetes, no tienes problemas de zapatos, de uniforme, ni de viaje, ni del avión, eso no es ningún problema, el problema es la presión que ejercen sobre lo que te están dando. Como me enseñò la mamá de mi mejor amiga de colegio, “Aquí te dan la Coca-Cola pero te sacan los gases”. Lo bueno de que te saquen los gases es que te miden el aceite, ¿en qué sentido?, si vas a ser de nivel olímpico, si va a ser de nivel mundial,  si pasas por este filtro y por este tipo de presión a nivel universitario cada fin de semana de enero a junio, si das resultados y están en las finales o ganas el campeonato, allí te vamos a ver en los Juegos Olímpicos, ahí te vamos a ver en los campeonatos del mundo.

Entonces es un negocio billonario, en dólares,  en cada atleta se invierte mucho dinero y en cada atleta se trata de que estudien y se gradúen. Esto es muy importante para los muchachos que están escuchando sólo el 2% de los muy talentosos van hacer profesionales, profesionales del mismo atletismo, el otro 98% si cogió la oportunidad, si estudió, pues va estar vinculado con el deporte, vivir también del deporte, pero sobre todo va poder ser una persona que sacò una carrera y va poder pensar en el futuro y tener una familia;  pero es muy importante estudiar, desarrollar el alto rendimiento y saber que sólo 2% de todo el deporte universitario son los que van a ser profesionales del mañana. Por eso y Ximena me lo dijo hace muchos años cuando mirò todo lo que pasaba en Nebraska, me dijo: “Con todo y lo difícil que nos ha tocado, es más fácil ser atleta de alto rendimiento en Colombia”.

Si eres bueno en Colombia, en Colombia te van a mirar, te va a tratar de ayudar, pero aquí, hay muchos, muchos muy buenos, entonces cuando estás entre tantos tan buenos, brillar es más difícil.  Ustedes que están en Colombia que están entrenando, van a ser parte del mundial, les digo es más fácil para ustedes llegar a una final mundial o una final olímpica que para los americanos y los de Jamaica. Es muy importante que ustedes sean conscientes que por ser colombianos, si hay más oportunidades de brillar mejor.

El proceso de Estados Unidos fue una parte vital, en nuestra carrera deportiva, tanto para Ximena como para mí como entrenadora, en Colombia hubo mucha resistencia después de los atletas de alto rendimiento se fueran a los Estados Unidos, porque pensaban que se perdía el atleta. En el caso de Ximena y mío nos desplazamos juntas y los 2 años y medio, 3 años en la universidad, a Ximena yo la seguí entrenando, eso lo aceptò el head coach, el jefe de entrenadores de la universidad y eso nos dio muy buen resultado. Si el atleta se viene solo, el entrenador y Colombia lo tienen que acompañar, recuerden que el verano es muy largo y donde sucede todo a nivel del atletismo internacional, entonces el atleta puede estar aquí de septiembre a junio compitiendo, pero casi todo junio, julio, agosto, donde se dan los eventos grandes del mundo, pueden estar en Colombia o pueden estar en Europa, o pueden estar en campamentos de entrenamiento con sus entrenadores colombianos.

O sea que para mí, si hay un atleta que tiene la oportunidad de venirse a los Estados Unidos y aprovecharse del sistema, tomar los beneficios de que yo corro muy bien, o salto muy bien, o lanzo muy bien y ellos me dan todo para que lo haga, pues eso le quita una gran carga económica a la ciudad, al departamento, inclusive a Colombia, pero es una dualidad, todo el mundo se beneficia de esto, pero el acompañamiento del que viene a los Estados Unidos tiene que ser constante.

Ahora es mucho más fácil, yo veo que Colombia los manda a campamentos, que Colombia está en todas partes, yo vivo muy cerca de un centro de alto rendimiento y ahí me saludo con Zambrano una vez al año, que lo veo correr o voy a la universidad de Miami, ya no es ese problema, que un deportista debe ir a Estados Unidos, Jamaica, inclusive Europa, yo veo que viajan a todas partes, entonces ya otras son las dificultades y hay que encontrar otras soluciones. 

Pero eso que los entrenadores, los gomosos, encontrar el talento ese es el esfuerzo mayor y luego cuando eso se da vienen ya los otro retos y vienen las otras etapas de la vida de un atleta de alto rendimiento. Si ustedes están pensando desarrollar bien su carrera, yo les recomiendo que vengan al sistema americano y que aprendan inglés, que se sienten a preparar el toefl test y obtengan una beca en los Estados Unidos, porque estamos a unas 3 horas en avión desde la Florida. Y  que ya cada departamento si tiene un atleta de alto rendimiento educándose en los Estados Unidos no van a decir que un tiquete vale 400 o 500 dólares, como en la época de nosotros, muy alto,  está loca, va a ir a Chile, el tiquete vale 1000 dólares, eso me dijeron a mi cuando ganamos el campeonato nacional y el campeonato suramericano era en Chile. Bueno y yo porque no voy a Chile, ah es que un tiquete vale 1.000 dólares, por favor haga su trabajo, yo ya corrí, yo ya gané, a mí no me importa lo que valga,  entonces estas cosas han cambiado 100% , ya es cuestión de mirar los retos que se están dando.

Y Ramiro es muy enfático en eso, Ximena también lo fue, las ayudas tecnológicas ahora hay más facilidades para que más gente llegue a estar en mejor forma deportiva, los límites fisiológicos son límites, que una mujer baje de 50 es un límite, tecnología o no tecnología, lógicamente que con la tecnología más mujeres están rompiendo 50 segundos, entonces eso es lo que tienen que aprovechar toda esta información, todos estos campamentos, todo esto para llegar más motivados a entrenar y a escuchar a sus entrenadores, porque sigan la línea, ellos son los que se están capacitando, los que están aprendiendo, los que está aprendiendo de ustedes desde fuera,  y ahí van a aplicar lo que ustedes necesitan, lo que es conveniente para ustedes”.

* Hoja de vida de la entrenadora, Emperatriz Gonzales, para Colombia un récord histórico, por los logros en universidades de Estados Unidos.

https://warnerroyals.com/sports/mens-track-and-field/roster/coaches/emp…

Caliescribe edición especial