El mercurio, contaminación y muerte del ecosistema en los Farallones de Cali

Por Carlos Cuervo el Sáb, 27/03/2021 - 7:45pm
Edición
518
Sección

Carlos Armando Cuervo Jiménez

Emprendedor y empresario con formación en Ingeniería Industrial


ascascsacswww
El mercurio elemental es aquel que se encuentra presente en los termómetros y es también el que la minería ilegal

Desde hace al menos once años conocemos a través de investigaciones periodísticas de los graves perjuicios que viene causando la minería ilegal en las áreas de la cuenca río Cali en el parque Farallones de Cali, entra estas afectaciones se manifiesta contundentemente la contaminación con mercurio en tres estados, mercurio elemental (líquido), metil-mercurio y mercurio gaseoso.

El mercurio elemental es aquel que se encuentra presente en los termómetros y es también el que la minería ilegal utiliza en los procesos de separar el oro de otros materiales.

Su uso anti-técnico en contacto con la piel e inhalación por vías respiratorias genera procesos de acumulación que producen con el tiempo trastornos del sistema nervioso y daños irreversibles en riñones.

¿Porqué hablamos de inhalación de mercurio?

El mercurio es el único metal que se encuentra líquido a temperatura ambiente, pero con una característica adicional, es sumamente volátil en condiciones atmosféricas normales convirtiéndose en un vapor tóxico incoloro e inodoro.

Esta vaporización le permite ir a la atmosfera en donde el viento le trasporta a grandes distancias y luego la lluvia lo regresa al suelo.

Ahí de nuevo al entrar en contacto con el carbón en condiciones de temperatura y humedad adecuadas y bajo la acción de algunos microorganismos se puede transformar en Metilmercurio o Mercurio orgánico, el cual llega a través de la cadena alimenticia al hombre en los vegetales y animales que consumimos.

En esta presentación es de mayor toxicidad porque se asimila de manera más rápida en tejidos, músculos y órganos en nuestro organismo debido a nuestra química común del carbono.

Toda esta introducción se justifica porque fui contactado con el fin de conversar, por personas estudiosas y conocedoras de los problemas de contaminación con Mercurio de la cuenca río Cali, en la búsqueda de encontrar determinaciones y acciones para los habitantes de la zona y los que dependemos del agua del rio Cali en cualquier actividad humana.

Mi charla ahora es con Karen Vivas, joven caleña de 29 años, comprometida con la función social de proteger nuestro hábitat.

ghjh

Karen es profesional en manejo y conservación de aguas y suelos de la universidad del Valle, y quien actualmente para su tesis de maestría en Ciencias Ambientales cursada en la universidad de Buenos Aires, ha realizado un profundo estudio sobre las manifestaciones del Mercurio en las aguas de la cuenca río Cali.

Iniciamos la charla realizando una recopilación de antecedentes de la explotación de oro de manera no técnica en el área conocida como las minas del Socorro, a varias horas de camino del corregimiento de Peñas Blancas, en el parque Farallones de Cali.

El postulado inicial de Karen es estudiar y analizar hasta donde se ha desplazado la contaminación con Mercurio por la cuenca y corroborar su existencia sedimentada en las aguas del rio antes del casco urbano de Cali.

Para ello recolecta en la zona y analiza en el laboratorio de la universidad de las islas Baleares (España), muestras de agua de 21 diferentes puntos de la cuenca, que incluyen los lugares de nacimiento de los ríos Pichindé y Felidia y hasta antes de la bocatoma del acueducto de San Antonio.

A través de nuestra charla ella me manifiesta que dado que el área de explotación de oro ha sido tan amplia y que por ella fluyen múltiples quebradas, es muy probable que la flora y fauna de una amplia zona este ya afectada por contaminación con mercurio. Este proceso llamado biomagnificación es la propagación de bioacumulación de metales en los seres vivos con el paso del tiempo y que son de difícil o imposible metabolización.

sfdg
Ahora me explica que una de las razones por las cuales el mercurio elemental de las minas se ha ido trasladando a los riachuelos

Como se podrá comprender este ciclo termina por afectar a los humanos porque la cadena alimenticia que se inicia en los organismos más elementales en el rio, se va trasladando a animales superiores hasta llegar a nosotros, además a través de las plantas útiles en la dieta humana que son regadas con estas aguas.

Ahora me explica que una de las razones por las cuales el mercurio elemental de las minas se ha ido trasladando a los riachuelos es por la composición de los suelos, cuya caracterización geológica es joven y con composición arenisca lo cual permite que la lluvia arrastre los sedimentos por efecto de la erosión.

En este momento le cuestiono sobre la posibilidad de que el Mercurio no solo se encuentre en los sedimentos y fondos de las quebradas sino que también permanezca en suspensión en el agua.

Con su respuesta me aclara que las pruebas realizadas son con agua filtrada porque los equipos utilizados son muy sensibles, pero afirma con certeza que se deben estudiar los residuos en suspensión porque es muy alta la posibilidad de encontrar trazas de mercurio ahí.

Ante ello amplio mi pregunta y ahora le cuestiono sobre si nuestros procesos de potabilización previenen que terminemos ingiriendo agua con Mercurio

Su respuesta es contundente, con los métodos convencionales que usamos de filtrado, coagulación y floculación la posibilidad es casi nula, pero me aclara que a través del riego agrícola con agua sin tratar el mercurio se acumule en ellas y llegue a nosotros.

Para ello hay que realizar estudios al agua cruda porque hay normativas para la existencia de mínimos de mercurio en suspensión para este tipo de agua.

Ahora recordamos que el agua de los ríos Pichindé y Felidia tiene múltiples usos desde los acueductos veredales hasta los usos agrícolas y recreativos por lo que es urgente evitar que llegue más mercurio a las aguas.

El estudio realizado por Karen en el laboratorio comprendió PH, conductividad eléctrica, mercurio total, volumen de carbón orgánico, mercurio soluble, mercurio biodisponible y humedad del suelo. Además para cada punto estudiado se analizaron las muestras de a tres veces por separado, para cada parámetro de los aquí expuestos.

EL resultado de los análisis en el laboratorio mostró niveles de mercurio sedimentado por encima de las normas en algunos puntos, sobre todos en los próximos a la actividad minera, pero también reportó hallazgos de Mercurio *Biodisponible en otros puntos, razon suficiente para ampliar los estudios, porque el mercurio en este estado está listo para las transformaciones de elemental a Metilmercurio, con las condiciones adecuadas de humedad, temperatura y microorganismos que inciden en este proceso.

Cinco de los veintiún puntos estudiados mostraron contaminacion por encima de los estándares internacionales, dos de ellos ubicados en los riachuelos que conforman la cuenca, el primero en el sector del transvase y el otro sobre la quebrada de la mina Teófilo.

Los otros tres puntos están en puntos de minas con mucha actividad minera, dos antes y después del campamento Ferney y otro mas en el sitio llamado Patequeso.

sagrer

Todo esto reafirma que el mercurio se está desplazando con las consecuencias funestas que ello conlleva.

Recordemos que el Metilmercurio es la combinación de Mercurio y Carbón y es la manera expedita de que este metal llegue a la cadena alimenticia humana.

También encontró residuos de mercurio elemental en el sector de los páramos, lugar en donde nacen los dos ríos que conforman el rio Cali, por encima de las normas brasileñas que estiman los mínimos que debe contener el suelo de este elemento.

Este resultado nos lleva a una nueva pregunta ¿Cómo llegó el Mercurio a esas alturas?

Y la respuesta de mayor probabilidad es que llega por cuenta de su volatilidad que le permite escapar en forma de vapor a la atmósfera y de los vientos que se encargan de transportarlo a nuevas zonas.

Ahora nuestra conversación versa sobre a cuales instituciones compete apoyar nuevos estudios y luego ejecutar las acciones pertinentes para mitigar sus riesgos.

sfsgrghreher
Lamentablemente Jaime Celis quien fue director del parque entre octubre del 2010 a febrero del 2020, fue destinado por el director territorial a otro parque en el departamento del Cauca.

En los Farallones de Cali y su área de influencia tienen competencia Parques Nacionales, la CVC y el DAGMA. Lo ideal sería que las tres instituciones realizaran tareas en conjunto, pero la realidad y de la que este columnista ha sido testigo es que la CVC brilla por su ausencia en la mayoría de los asunto en torno a esta área, quedando Parques y el Dagma.

Lamentablemente Jaime Celis quien fue director del parque entre octubre del 2010 a febrero del 2020, fue destinado por el director territorial a otro parque en el departamento del Cauca.

Celis fue figura clave con el apoyo de Andrés Velez y Juan Manuel Galán para que el entonces presidente Santos destinara a un grupo del batallón de alta montaña para que ayudaran a custodiar la zona de las minas y evitaran nuevos destrozos originados en la minera ilegal.

Desde esa época este biólogo de Univalle fue el gestor y auspiciador de una complejo trabajo interinstitucional, para que el ejército, la fiscalía, los carabineros, las secretarias de seguridad y justicia, gestión del riesgo, infraestructura y el Dagma intervinieran en apoyo al control de la minería ilegal.

Con su cambio se perdió el gestor y Farallones quedó huérfano pues el director territorial de parques y el actual director de Farallones han desestimado intervenir como se hacía antes, así que ahora todo el esfuerzo de ampliar los estudios y buscar las soluciones a esta problemática recaen en el Dagma, quienes ya están analizando su posible participación, asunto que está en manos del ingeniero Oscar Villani a quien vamos a contactar para conocer su disposición e ideas frente a este asunto.

También es importante mencionar y de acuerdo a lo conversado con Karen, que a favor nuestro ya Colombia ratificó en agosto 26 de 2019 el acuerdo de Minomata Japón al que se había suscrito desde 2013. Este convenio trata sobre el manejo y comercialización del mercurio hasta su total erradicación de las prácticas mineras e industriales, lo cual avizora que estamos aún a tiempo de una intervención exitosa en Farallones para iniciar la mitigación al complejo asunto de contaminacion con Mercurio.

erfre

Para Karen Vivas y Jaime Celis va mi agradecimiento por obrar con valor y arrojo en el ejercicio de cuidar este importante hábitat de los caleños.

Espero que todos estos esfuerzos redunden en la recuperación de esta importante área protegida.

ANEXO puntos de análisis con coordenadas

egwww

 

Caliescribe edición especial